Richard P. Ramsay INTRODUCCIÓN Cuando usted entregó su vida al Señor Jesús, se supone que le...