Comienza

Regístrese

Regístrate hoy Hágase miembro y acceda nuestro recurso

Ingresar

¿Eres miembro? Ingrese para acceder su cuenta

Para ti, señorita

Por Silvia Salomón

Eres una rosa, solitaria, fragante,
De perfume exquisito…
Te vi crecer junto a las espinas;
Te vi doblada ante el viento impetuoso;
Te vi aspirar el rocío del cielo
Y avivar tu hermosura.
Ayer un botón, hay una flor perfecta…
Mañana un galán se acercará a tu rama
Atraído por tu embrujo y sus ansias de amar;
Te tomará en sus manos, te abrigará en su pecho,
Te cubrirá con un manto de profunda ternura.
Eres una rosa, solitaria, fragrante…

En estas páginas se te revelarán algunos secretos –secretos íntimos de la vida de una mujer. Escribir sobre este tema no es fácil, puesto que los años de la adolescencia son años de cambios y de descubrimientos. Cada joven tiene sus peculiaridades. Estas son las que determinan la personalidad. Cada flor tiene algo distinto, aunque todas sean rosas. El vigor y la fragancia de cada una determinan los elementos, el ambiente, el clima, el jardín y el jardinero. De igual forma, deberás tu carácter a los elementos que permitan que ejerzan influencia en tu vida.

Los altos y nobles ideales con que cada joven sueña pueden llegar a realizarse. Por esto se escribió este folleto. No pretendemos establecer una regla máxima para la conducta ni contestar todas las preguntas que has de tener en mente. Pero hemos querido presentar principios, guías, metas… proponer el camino que, a opinión nuestra, te llevará, a través de los años de la adolescencia, hacia una madurez dichosa. Queremos que cuando ya seas una mujer puedas recordar con ternura y dulce emoción esta etapa de tu vida.

–Los editores